crisis de sanacion de la candida

Crisis de Sanación cuando tratamos la cándida o reacción Herx

Una vez que decidimos deshacernos del exceso de cándida en nuestro cuerpo y los múltiples problemas de salud que esta conlleva. Y el tratamiento, junto con la dieta adecuada, que estamos llevando es efectivo, puede ocurrir, si tenemos una gran cantidad de cándida y comienza a morir rápidamente, lo que se conoce con el nombre de reacción de Jarisch-Herxheimer, HERX o crisis curativa.

La reacción de Herxheimer es una respuesta del sistema inmune al proceso de recuperación y desintoxicación. Es decir, al morir gran cantidad de cándida, esta, libera toxinas e incluso metales pesados que hacen que el sistema inmune reaccione como si se tratase de una enfermedad y lo combata.

Esto también ocurre cuando estamos deshaciéndonos de parásitos y bacterias. De hecho, la primera vez que se observó y se le puso nombre, fue cuando se estaba tratando la sífilis con mercurio, que es un antibiótico débil.

Desde entonces, la reacción de Herxheimer se ha observado durante el tratamiento de otras infecciones causadas por bacterias espirales. Estas incluyen la fiebre recurrente transmitida por garrapatas y piojos, llamada enfermedad de Lyme.

Esta reacción ocurre generalmente unas pocas horas después de que se administran los antibióticos o antiparasitarios y los síntomas incluyen dolores de cabeza, fiebre, fatiga y presión arterial baja.

Es esencialmente una respuesta a corto plazo, que se lleva a cabo durante unos días o un par de semanas, a medida que el cuerpo se desintoxica. Y puede ocurrir simplemente cuando eliminamos los hidratos de carbono de nuestra dieta, sin que hayamos empezado un programa de suplementación contra la cándida.

Y aunque los síntomas de desintoxicación del exceso de Cándida pueden asustarnos, porque aparecen de repente y te hacen sentir muy mal, muy rápido. No suele ser grave y hay varias cosas que podemos hacer para sentirnos mejor mientras esta “crisis curativa” se está produciendo.

¿Qué es la cándida?

La Cándida, es un tipo de levadura que vive normalmente en el cuerpo. Se puede encontrar en diferentes partes del cuerpo, incluyendo la boca, la garganta, el intestino y la vagina. También vive en tu piel. Y no suele causar problemas a menos que se interrumpa el equilibrio de la misma.

Un sobrecrecimiento de Cándida puede causar infecciones. Estas infecciones pueden ser leves: como las infecciones vaginales, las de la piel o uñas, o la sinusitis o pueden ser graves, como en el caso de la candidiasis sistémica, que es cuando la cándida ingresa en nuestro torrente sanguíneo afectando órganos y sistemas.

Cuando nos ponemos manos a la obra para acabar con este sobrecrecimiento y vuelve a su población normal, puede crear una reacción en respuesta a los productos y toxinas liberados a medida que muere.

Cuando la cándida muere, libera una sustancia nociva que contiene aproximadamente unas 79 toxinas diferentes, si eliminamos una gran cantidad de ellas, se produce una gran liberación de toxinas en nuestro torrente sanguíneo, que hacen que los riñones y el hígado tengan que trabajar horas extras para tratar de eliminarlas, e intensifica los síntomas experimentados por la persona.

Entre estas toxinas que se liberan hay ácido úrico, etanol y acetaldehído.

El acetaldehído, es el que suele causar dolores de cabeza, confusión mental, náuseas y fatiga. Y entre todos ellos, pueden desencadenar reacciones alérgicas que pueden provocar inflamación, que puede conducir a la obstrucción de los senos paranasales y otras infecciones de los senos paranasales.

El hígado también trabajará a su máxima capacidad para filtrar las toxinas del cuerpo, lo que puede provocar dolor en el abdomen.

¿Cuáles son los síntomas de la crisis de sanación de la cándida?

La reacción de Herx puede causar síntomas similares a los de la gripe que pueden afectar todo su cuerpo.

Los síntomas suelen aparecer de repente y pueden variar en gravedad. Y su duración depende de lo efectivo y/o potente que sea el tratamiento y el estado de salud de la persona. Pero generalmente se produce entre el día 7 y 21 del tratamiento y suele durar entre 3 y 7 días.

Entre ellos pude ocurrir:

  • febrícula
  • escalofríos
  • dolores musculares y articulares
  • debilidad
  • vasodilatación
  • enrojecimiento de la piel
  • disminución leve de la presión arterial
  • Fatiga crónica
  • Niebla del cerebro
  • Dolores de cabeza moderados o severos
  • Ritmo cardíaco elevado
  • Transpiración
  • Ganglios o glándulas linfáticos inflamados
  • Inflamación
  • Flatulencia, hinchazón, gases, diarrea y/o estreñimiento
  • Boca seca y aftas orales
  • Dolor o picazón en la garganta
  • problemas de sueño
  • Problemas psicológicos como irritabilidad, ansiedad, depresión y cambios de humor.

Los síntomas menos comunes pueden incluir:

  • Erupción cutanea
  • Letargo
  • Deseo intenso de azúcar y dulces.

Además de estos síntomas, los síntomas preexistentes, es decir, por los que se ha iniciado el tratamiento, pueden empeorar como reacción a la curación.

Esto suele ocurrir en casos de sinusitis, infecciones vaginales, dermatitis y todas aquellas enfermedades en las que el cuerpo ya hubiese encontrado lo que en naturopatía llamamos una chimenea para poder irse deshaciendo del exceso de toxinas para poder seguir funcionando.

Además, los síntomas causados por las toxinas pueden exacerbarse debido a que el cuerpo tiene que usar más energía para reemplazar las células dañadas y el tejido defectuoso que las toxinas y la cándida han causado durante la infección.

¿Qué podemos hacer durante la crisis de curación?

Aunque puede ser alarmante, la reacción de Herx es autolimitada e inofensiva, por lo general sigue su curso y se resuelve sin complicaciones.

Para disminuir sus síntomas, podemos reducir la dosis del antimicótico que estemos tomando o suspenderlo unos días.

Cuando los síntomas mejoren un poco, debemos volver a tomarlo pero a dosis más bajas e ir subiendo progresivamente.

La mayoría de los síntomas se pueden controlar en casa con una serie de remedios caseros:

  • Bebe suficiente agua para ayudar a eliminar las toxinas, puede ayudarte a eliminar las toxinas un poco más rápido, ya que la orina ayuda a transportar las toxinas fuera del cuerpo. Las duchas calientes, saunas y cepillos para la piel (ayudan a aumentar la circulación del sistema linfático) también pueden ayudar a desintoxicar el cuerpo.
  • Come suficiente fibra para ir al baño todos los días.
  • Disminuye los niveles de estrés: el estrés a menudo puede debilitar la capacidad del cuerpo para recuperarse y combatir las infecciones fúngicas. El estrés también aumenta los niveles de la hormona cortisol, lo que puede afectar la capacidad del sistema inmunológico para funcionar a plena capacidad.
  • Descansa y asegúrate de dormir lo suficiente para permitir que el cuerpo dedique energía a la curación.
  • Usa compresas calientes para los dolores musculares, mientras que las frías se pueden usar para reducir la fiebre.
  • Toma baños de avena para aliviar la picazón o las erupciones en caso de que ocurran.
  • Los baños de sales de Epsom pueden ayudar con la desintoxicación y los dolores musculares.
  • Suplementos de soporte hepático: el cardo mariano o el molibdeno ayudan al hígado a expulsar las toxinas del cuerpo. El molibdeno es especialmente útil en una crisis de sanación por Cándida. Ayuda al cuerpo en la producción de las enzimas necesarias para convertir el acetaldehído en el ácido conocido como ácido acético, que luego se puede convertir en una enzima útil necesaria para la digestión o se puede expulsar fácilmente del cuerpo.
  • Aumentar los antioxidantes: las vitaminas C y A son poderosos antioxidantes que apoyan la desintoxicación del hígado y pueden ayudar a reducir las reacciones oxidativas relacionadas con las toxinas.

Te invito a solicitar una consulta online conmigo o beneficiarte de un programa novedoso de cajas de suscripción dónde todos los meses en tu casa recibirás la dieta y los suplementos necesarios para acabar de una vez por todas con este desequilibrio.

Si te ha sido útil este contenido, por favor, Compártelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Este contenido esta protegido con derechos de autor